Somos jóvenes de la sociedad civil peruana, unidos en un espacio de encuentro entre distintas iniciativas, ideas y propuestas para trabajar cooperativamente en soluciones que contribuyan a la lucha frente al cambio climático.

Lo que hacemos

Como jóvenes, tenemos un rol fiscalizador de las acciones tomadas por quienes influyen directamente en nuestro  futuro. Por lo tanto nos informamos, discutimos y evaluamos las diversas iniciativas  tomadas por el sector público y privado. Además promovemos y colaboramos con espacios para la participación juvenil, ejerciendo así nuestro derecho a formar parte activa de la sociedad civil. Y finalmente, compartimos con organizaciones e independientes que deseen aprender de nuestras experiencias para replicar esfuerzos en pro de una visión común. Porque sabemos que la incidencia a través de la educación y la transparencia es clave para empoderar realmente a las juventudes.

¿Cómo se traduce esto en acciones?

Primero, el fortalecimiento de capacidades de nuestros miembros y aliados es esencial para ser tomados en serio en nuestro discurso. Estamos al tanto de los distintos procesos nacionales e internacionales, para poder así dar una opinión informada.

Segundo, la incidencia directa en políticas públicas, tanto en los escasos espacios formales habilitados por el gobierno, como propios, generados por la necesidad de ser escuchados.

Finalmente, está la promoción de la participación juvenil no solo mediante nuestros miembros, si no con asesoría a organizaciones aliadas o jóvenes independientes que desean saber cómo introducirse en la gobernanza climática tanto a nivel nacional como local.